Haz que tu proyecto SAP sea exitoso en 4 pasos

Actualizado: jul 6


by: SAP Concur Implementation Leader


Para aquellas casas consultoras que enfocan sus servicios en implementaciones y desarrollos de SAP1, es frecuente escuchar que los proyectos nunca terminan en tiempo. Pero, ¿esto siempre debe de cumplirse o hay alguna forma de evitarlo?


Durante las implementaciones de proyectos, hay ocasiones en las que parece misión imposible cumplir con las fechas planeadas por distintas eventualidades, razón por la cual la administración de proyectos se vuelve una herramienta básica, si no es que necesaria para lograr el éxito esperado.


Según el PMI (Project Management Institute) la administración de proyectos es la aplicación de conocimiento, habilidades y técnicas en la ejecución de los proyectos en forma eficiente y efectiva. Es una competencia estratégica para las organizaciones que permite vincular los resultados de los proyectos a las metas del negocio y así competir en el mercado. Desde esta perspectiva, las casas consultoras que tienen una mejor administración de proyectos son aquellas que garantizan a sus clientes el alcanzar sus metas e incrementar su competitividad.


En el caso de los proyectos de TI, en específico de SAP, se presenta un reto mayor, ya que los recursos suelen provenir de diferentes áreas al interior y exterior de la empresa, mismos que presentan diferentes necesidades y prioridades al momento de llevar a cabo el proyecto. Por ejemplo, es una práctica común que quien se encarga de diseñar y ejecutar alguna mejora dentro del sistema de la empresa sea la casa consultora; sin embargo quien lidera la implementación al interior de la empresa es el área de TI, pero quién tiene la necesidad o requerimiento sea el área operativa quien se encarga de validar y aceptar la solución desarrollada. La presencia de estos tres grupos dificulta la comunicación y el ejercicio de los tiempos de una forma eficiente a lo largo de la implementación del proyecto. De ahí la relevancia de contar con herramientas que mejoren el canal de comunicación y un control que garantice el cumplimiento de los tiempos y metas establecidos.


Es así como comienza la travesía compleja, enriquecedora y necesaria de administrar este tipo de proyectos, pero… ¿por dónde empezar? Existen cuatro aspectos que se deben de tomar en cuenta para que cualquier proyecto sea administrado de forma exitosa y tenga el impacto esperado en el proceso de negocios de los clientes.


Contar con una metodología.


Contar con una metodología de proyectos, ayudará tener fases de proyecto y definir los hitos u objetivos a alcanzar. Por ejemplo,  ASAP2 (Accelerated SAP) es una metodología de implementación rápida de SAP que divide los proyectos en las siguientes fases:


  1. Preparación de proyecto: Recopilación de información y recursos.

  2. Business Blueprint: Definición de los requerimientos de negocio, futuros procesos a implementar.

  3. Realización: Configuración base del sistema e implementación, testing y transferencia de conocimiento.

  4. Preparación Final: Pruebas funcionales, pruebas de estrés, asegurar performance para Go Live.Go Live y Soporte: Salida a productivo.


Se pueden utilizar otras metodologías tales como la del PMI, o incluso realizar una combinación de ambas, con el fin de generar una mejor planeación del proyecto, y un adecuado seguimiento y control para poder cerrar el proyecto con menores imprevistos.

Planeación: la etapa más importante del proyecto.